MAGGOT HEART

Después de un EP y dos trabajos de larga duración hay cosas que siguen intactas en MAGGOT HEART, la criatura de Linnéa Olsson; la pura agresividad. Esa sensación de que su música se guía por el instinto y no por la reflexión. Pero, sobre todo, esa base de cemento y hormigón. Ese medio que es la ciudad. Esas emociones que salen de la lucha por sobrevivir que se vive en la gran urbe. Esa especie de hedonismo destructivo que en sus discos se convierte en algo que prácticamente puedes tocar. O respirar. O todo lo contrario. Hace poco salió su segundo disco “Mercy Machine” (a través de su recién formado propio sello, Rapid Eyes). Otro álbum de una melancolía urbanita vestida de sonidos oscuros a la par que pegadizos, y con esta excusa nos pusimos en contacto con Linnéa.

Read the English version

Hola Linnéa, ¡gracias por tu tiempo! ¿Cómo está la banda en estos tiempos extraños, casi distópicos?

Hola Tania, gracias por tenerme. Estamos bien. Viviendo día a día.

-La última vez que hablamos fue cuando estaba a punto de salir vuestro primer trabajo, el EP “City Girls”. Obviamente, la banda ha madurado mucho, tanto a nivel musical como personal (supongo). Muchas giras, nuevos lanzamientos… ¿Qué significado tiene para ti sacar este segundo álbum?

Creo que “City Girls” fue mi ira proyectada hacia afuera, “Dusk to Dusk” fue ira proyectada hacia adentro y ahora, en “Mercy Machine”, se ha convertido en poder. Creo que la banda ha “llegado” a un lugar en el que somos fuertes y estamos segurxs.

-En el pasado estuviste en bandas que se separaron, que tuvieron problemas internos… Imagino que a veces puede quemar bastante. ¿Tener tu propio proyecto te proporciona cierto tipo de seguridad en ti misma? ¿O los problemas/desafíos también te hacen crecer con más determinación?

Foto de Lupus Lindemann

Siempre he tenido fe en mí misma, pero cuando empecé MAGGOT HEART estaba en una lucha conmigo misma, con mis miedos y mis esperanzas respecto al futuro. Ahora miro hacia atrás y veo lo quemada que estaba. Pero también estaba jodidamente cabreada, y ese cabreo canalizó algunas grandes canciones y empujó este proyecto hacia adelante, porque esto es lo que quiero hacer y ni me lo cuestiono. Aunque fue muy difícil y aunque he tenido que aprender mucho, siempre he tenido fe en el hecho de que creo que soy una buena compositora y sé que merezco hacer lo que hago. También estoy respaldada por una gran banda, y tengo un gran equipo de personas con las que trabajo, lo cual es esencial.

– El nuevo álbum lo sacas con tu propio sello, Rapid Eye. ¿Cómo nació todo? ¿Pensáis publicar también otros grupos?

Llegados a este punto parecía el paso más natural. Para mí la independencia es importante, quería subir el nivel para este lanzamiento y que recibiéramos más atención. Eso lleva tiempo y esfuerzo y sentí que, como para este grupo ya hago todo, quizás también debería aceptar este reto. Mi compañero y yo hablamos sobre el tema y nos pareció algo divertido que hacer juntos. Definitivamente, publicaremos otros grupos en el futuro, el próximo lanzamiento debería salir a principios de 2021.

-Este nuevo trabajo es “Mercy Machine”. Una “mercy machine” era un aparato utilizado para el suicidio asistido. ¿Por qué decidiste escoger este título?

Me pareció bastante poético. La máquina te brinda piedad y te lleva de un lugar doloroso al alivio.

-Y, ¿qué significado tiene en el contexto del disco? ¿Cuál es tu “mercy machine” personal? Ese algo que te sirve como esta máquina de piedad en tu vida diaria.

Foto de Lupus Lindemann

Bueno, todxs vivimos dentro de la maquinaria que es nuestro cuerpo, ¿no? Y todxs formamos parte de la maquinaria de la humanidad. Todxs estamos en esa lucha por la supervivencia de alguna forma. Especialmente en la ciudad. Hay melancolía en saber que eres insignificante en una escala más grande, pero también hay empoderamiento al saber que esta rueda seguirá girando a pesar de todo, así que será mejor que nos dejemos llevar y lo disfrutemos. No es tan importante cuál es la “mercy machine” para mí, sino quizás para vosotrxs como oyentes.

-¿De qué es una representación el disco? De un medio, de ti…

Posiblemente será más fácil para mí responder a esto cuando haya pasado algo más de tiempo.

-En las portadas de vuestros dos largos habéis jugado con símbolos, o Arquetipos, que siempre han estado muy presentes en el Rock y en el Metal. ¿Por qué la calavera esta vez? ¿Cuál es el vínculo entre el cráneo y el disco? Y, ¿cómo trabajasteis en ella para hace que algo que se ha usado tantas veces se vea nuevo y emocionante (y amenazador)?

Le pedí a Kristian que hiciera una calavera vislumbrándose sobre una ciudad moribunda, y que lo hiciera con un rollo bastante crudo y punki. Desde el principio estaba claro que el rojo sería el color dominante esta vez. Creo que el resultado quedó genial, para mí tiene la pinta de una portada de disco clásica.

-El disco está lleno de contrarios. Hay mucha libertad, y alienación. Hay caos, pero también cierto orden, o control. ¿Es conflicto o es equilibrio?

Foto de Lupus Lindemann

El conflicto entre tensión y alivio, libertad y restricción, y demás, es algo a lo que siempre vuelvo, porque es algo con lo que lidio a nivel personal. Me inspira el concepto de libertad y caos, y al mismo tiempo puedo ser una persona bastante controlada. A veces esto puede resultar desconcertante. Parte de MAGGOT HEART es trabajar a través de esa confusión. La otra parte es tan solo pura agresividad. Después de todo, somos una banda de Rock ‘n’ Roll.

-¿Es esta mencionada libertad de un tipo más físico o emocional/espiritual? ¿Qué tipo de libertad de proporciona MAGGOT HEART?

MAGGOT HEART me proporciona la libertad más pura, espiritual, que viene de una fuente ancestral.

-Y, ¿de dónde viene tu música? Corazón, tripas, mente…

¡Y la entrepierna! Pero todo origina del instinto más puro. No hay mucho pensamiento, solo tripas.

-En este disco te centras en el cuerpo. La carne. ¿Te importaría desarrollar un poco?

“Dusk to Dusk” estaba muy cimentado en la mente y el subconsciente. Parte de este disco surgió del querer estar más presente en el ahora. Más en el cuerpo y menos en la mente.

-Hay sexo y hay muerte, que al final son lo mismo. Una mujer cantando sobre sexo, o este tema escrito desde la perspectiva de una mujer, es incluso hoy en día un acto de rebeldía. ¿Es algún tipo de afirmación, una nueva forma de empoderamiento que siempre ha estado en tu música?

No es una afirmación o una agenda en concreto. Solo es mi expresión. Pero, como dices, esto se convierte casi por defecto en un acto de rebeldía, ya que estamos acostumbradxs a que los hombres tengan el monopolio sobre estos temas.

-He leído que algunas mujeres raperas fueron una gran influencia para ti a la hora de componer el álbum. Aparte de esto, ¿qué has estado escuchando últimamente? Y, ¿qué mujeres artistas (en cualquier disciplina) te han inspirado? No solo su trabajo, sino algo de ellas; su actitud, su presencia, su manera de enfrentarse al mundo…

No creo que se pueda escuchar en la música, pero soy fan de varias grandes raperas. MULATTO, YOUNG MA, THEE STALLION son tres de mis preferidas. Es estimulante escuchar buen rap, porque el talento y la herrería de las palabras son alucinantes. Estas mujeres tampoco tienen vergüenza y son agresivas en su actitud, ira y sexualidad. Eso me resulta inspirador. Tampoco hay vergüenza a la hora de auto promocionarse o de estar orgullosx de ti mismx en el Rap… Supongo que es una cosa bastante americana. Viniendo de un lugar en el que la seguridad es como una palabra sucia, en general pero en particular para las mujeres, me parece algo fresco. Ésta es una cultura en la que ser un “jefe” y una “zorra” es algo positivo. Me gusta eso. También hay mucho humor en todo ese descaro, y también me gusta.

Foto de Lupus Lindemann

Ahora mismo escucho cosas como PHARAOH SANDERS y ALICE COLTRANE en casa en el sofá, hay una banda de Australia llamada OIL BOYS que me gusta, y los nuevos trabajos de HENRIK PALM y PÅGÅ son geniales y salen dentro de muy poco.

He encontrado inspiración en muchísimxs artistas con los años, hombres y mujeres… Patti Smith es una gran inspiración. Me gusta la guionista Amy Jump, ha escrito “A Field in Enhland” entre otras. Y la multi-talentosa niña salvaje Cookie Mueller, que era una autora increíblemente inteligente y divertida. Y muchas más, pero ahora mismo esas son las que me vienen a la mente.

-Y, dicho todo esto sobre “Mercy Machine”; ¿cómo lo describirías con solo 3 palabras?

Fuck the world.

-Esto es todo por nuestra parte, gracias una vez más por responder a nuestra entrevista. Si quieres añadir algunas últimas palabras; tómate la libertad de hacerlo.

¡Gracias por tus inteligentes preguntas!

Tania Giménez

Tania@queensofsteel.com

Please follow and like us:

Comparte este artículo




You can Enviar un comentario, or trackback from your own site.

Envía un comentario

Highslide for Wordpress Plugin