ARMORED SAINT – Punching the Sky

Nuevo trabajo de la banda americana que, de nuevo, intenta sonar a muchas cosas y, en mi opinión, ha perdido mucha esencia. Y así, abrimos con “Standing on the Shoulders”, el cual tiene un inicio de intro en tono nativo que se junta con unos tambores muy tribales, acompañados por un riff que va creciendo al unísono y formando un bloque compacto donde ya se una la banda al completo en unos riffs de tono psicodélico muy Hard de los 70 pero envuelto en una funda más densa. En los estribillos y estrofas anteriores la melodía típica del grupo está presente y reconocida, donde Bush le da esa lírica tan clásica. Por lo demás, unos solos nada virtuosos, más bien clásicos, secuencias de riffs thráshicos de toda la vida. A mí me recuerda al sonido “Jugulator” de JUDAS.

“My Jurisdiction” pretende ser una pista pesada con mucha fuerza en los riffs, alternándolo con momentos más suaves, incluso hard rockeros, con mucha chulería vocal. Es un tema lineal hasta que llega a los solos y se despliega un feeling de la hostia. Por otro lado, “Lone Wolf” tiene un inicio más US Metal combinando riffs crudos con punteos melódicos. No faltan esas pausas con ruiditos que tanto salen en el disco y desenfocan un poco el corte. Eso sí, los solos clásicos y metalizados con mucho juego y virtuosismo, al igual que en “Fly in the Ointment”,aunque ésta es más a medio tiempo crudo y duro, más ralentizada, pero con golpes de riffs más fuertes, y donde se vuelve a contrastar la dureza y la melodía según los cambios y tonos. Un tema a medo tiempo con más pomposidad y fuerza, también dentro de clasicismo US Metal 80’s, sin dejar los momentos y pasajes más suaves. “Missile to Gun” y “Never you Fret” son las más estándar. Tienen un ritmo metálico más asequible, con un sonido más clásico y quizás sean los temas que más se asemejan a los ARMORED de toda la vida. Buen feeling, buenos cambios de ritmo, buenísimos solos y la voz de Bush metalizada con estilo old school. En “Bark, no Bite” tiene un ritmo y tono melódico envuelto en una funda densa de riffs que cambian a ritmos más duros y agresivos, mientras unos punteos rozando el progresivo embellecen el tema y la aparición de solos, esta vez más psicodélicos si cabe, pero con metalización, que le da un punto adictivo. A mí me recuerda a ANVIL. En cambio, “Unfair” baja el tono y se transforma en una especie de balada semi acústica donde los instrumentos se van añadiendo pero muy lentamente, sin apenas darte cuenta. Bush está en plan más narrativo, con más tonalidades suaves, en el punto de los solos el riff va cogiendo más altura, aunque los solos con muy clásicos y la voz también va despegando, dándole más desgarro melódico hasta el final del tema.

En fin, no es mal disco, pero creo que desde un tiempo a esta parte no saben por dónde tirar; si ser como en los 80, si parecer ANTHRAX o si coger sonidos modernos.

Metal Blade (2020)

Puntuación: 7/10

Paco Gómez

paco@queensofsteel.com

Please follow and like us:

Comparte este artículo




You can Enviar un comentario, or trackback from your own site.

Envía un comentario

Highslide for Wordpress Plugin