BURNING WITCHES – Dance with the Devil

BURNING WITCHES, la banda de Heavy Metal residente en Suiza formada únicamente por mujeres, nos presenta su nuevo disco, «Dance with the Devil», ya el tercero, y esta vez presentando a su nueva cantante, Laura Guldemond. Así, sin más preámbulos, abrimos el álbum con «The Incantation», una breve intro que da paso a «Lucid Nightmare», todo un ataque de Power/Speed que se va transformando en un corte crudo de matices muy Thrash old school con una base rítmica aplastante, unos solos en bucle muy metalizados y la voz de Laura equilibrada, entre agudos y tonos más melódicos, según requieren los cambios de ritmo.

Le sucede «Dance with the Devil», que arranca con unos riffs muy metálicos, a lo SAXON y ACCEPT, para ir desembocando en una canción a medio tiempo. El ritmo Heavy y los solos enganchan muy bien, y la voz esta vez tiene una tesitura más US Metal, a lo Leather, aunque hay momentos que te recordarán a la épica vocal de CRYSTAL VIPER. También con una entrada brutal está «Wings of Steel». Típico arranque a la alemana a lo GRAVE DIGGER, donde también en los estribillos y algunas estrofas tiene ese punto épico y de himno. Pocos cambios de ritmo en un corte a piñón fijo, sin piedad sonora. La siguiente es «Six Feet Underground», parecida al ritmo metalizado de «Dance with the Devil», pero esta vez más orientada al US Metal de CHASTAIN y, por supuesto, a la voz de Leather, aunque a veces tiene un punto ZED YAGO en la teatralidad que le imprime a este título, y algo de HELSTAR en los solos cargados de cierto misticismo. Llegados a mitad de la placa nos encontramos un breve descanso sonoro con una balada llamada «Black Magic», una pista con los elementos ochenteros que cualquier balada se precie; momentos altos, momentos bajos, carga emotiva y la nostalgia de ese tipo de baladas. «Sea of Light» contiene ese rollo US Metal del que venimos hablando a menudo. Un tema de riffs crudos pero a medio tiempo, estilo CHASTAIN, con teatralidad vocal a lo Leather de nuevo, pero esta vez con más melodías en estribillos, y algunas estrofas y solos con más misticismo. En cambio, en «The Sister of Fate», manteniendo la misma tónica, los riffs vuelven a sonar más clásicos, a lo SAXON/ACCEPT y, de nuevo, a caballo entre el US Metal y el Epic Power consiguen un tema con fuerza, melodía y buen gusto. «Necronomicon», en cambio, está más cerca del Doom que de otra cosa, pero sin llegar a ser crudo ni primitivo; golpes de riffs secos, duros, y una voz -esta vez- con más oscuridad y con unos estribillos muy a o Jutta de ZED YAGO. Por otro lado tenemos «The Final Fight», un Heavy Metal muy clasicote con algunas influencias HELLOWEEN en el ritmo, y muy WARLOCK en las voces. Los solos también están más elaborados en este tema que tiene punto de Metal alemán que siempre queda bien. Y acabamos con dos cortes, uno es «Threefold Return», donde vuelve la épica a ritmo de riffs marciales ordenados sin espacios y con un sonido poderoso. La voz esta vez se engrandece en una canción simple pero efectiva, de las que se cantan de pie, melena al viento. Y la última, ya que seguimos con la épica, es la versión de MANOWAR de «Battle Hymn», donde colaboran Ross the Boss y Michael Lepond y, aunque no soy muy de versiones, cuando se sustituye una voz masculina por una femenina o viceversa, estoy más atento. Y es un tema bastante fiel al original. no está nada mal la voz que imprime Laura, sin llegar a la épica de Eric Adams, pero brindándole ese punto épico vocal femenino que lo cuadra bastante bien.

En definitiva, no es un mal disco, no hay nada inventado, pero se agradece el esfuerzo de sonar clásico y metálico.

Nuclear Blast (2020)
Puntuación: 7/10


Paco Gómez
paco@queensofsteel.com

Please follow and like us:

Comparte este artículo




You can Enviar un comentario, or trackback from your own site.

Envía un comentario

Highslide for Wordpress Plugin