Infected Rain, parada obligada en Barcelona

Empieza septiembre y la primera cita la tenemos con Infected Rain que dentro de su tour hacen cuatro paradas en España; Bilbao, Vigo, Madrid y por último, Barcelona. 

Van acompañados por 5Rand desde Italia, ellos son una banda de melodic death metal, con Julia Elenoir al frente como cantante. 

Esta banda se formó en 2015 y ya cuentan con dos discos, el primero salido en 2017 llamado Sacred-Scared y el último en 2019, Dark Mother.  

Las complicaciones que tienen los conciertos entre semana es que los que hacemos turno de tarde, a veces tenemos que sacrificar a los teloneros o llegar cuando ya casi están acabando. En este caso llegué cuando la gente ya salía a tomar el sofocante bochorno que nos ofreció la climatología en Barcelona ese Lunes y dentro de la sala ya estaban haciendo el cambio de instrumentos en el escenario. 

No tardaron más de media hora en dejarlo todo listo y hacia las 21.30h salían al escenario. Eugen Voluta fue el primero en colocarse en su batería discretamente, junto con Vidick, Vladimir y Serghei. Momentos después cuando estos estuvieron ya colocados salió Lena “Scissorhand” ataviada con una cola alta para recoger sus brillantes rastas que con las luces de la sala haría que el neón de su color saliera a la luz y contrastara con el negro azulado del fondo y de las luces. 

La sala, más atribuible a club, se distribuye en 3 secciones horizontales de apenas 10 metros de ancho y unos 3 o 4 de largo por sección y escalonadas, por lo que las alturas, por un lado juegan una buena parte para que todos los asistentes puedan ver el escenario, y este, pequeñito, aunque lo suficientemente hondo para que sus integrantes pudieran pasar el concierto saltando y girando, apenas se eleva un metro del suelo teniendo a la banda tocando completamente encima de ti o  en el caso de su guitarra Vadim y de Lena, dándote casi con sus rastas en la cara. 

El sonido hay que reconocer, que pese a no ser el ensordecedor al que estamos acostumbrados en los conciertos, era bastante bueno y nítido, además se oían todos los instrumentos bien aunque estuvieras amorrado al escenario. 

El público comenzó algo frio, pero no le hicieron falta más que 3 o 4 temas para entrar en calor, cosa que se notó en el ambiente, comenzaron a oírse vasos rotos, la gente ya estaba sudada y el calor y la humedad habían aumentado aunque la sala disponía de aire acondicionado. 

Infected Rain están presentando en su gira su último disco llamado Ecdysis, grabado este mismo año, aún así no faltaron temas de sus anteriores discos Endorphin (2019) o 86 (2017) y pese a tener su setlist escondido cerca de la batería y no ser accesible a los ojos curiosos, pude reconocer los temas Mold, Longing, Post Mortem 1 o Fighter.

 

Acercándose a la hora de concierto, la banda se retiró del escenario para volver enseguida y ofrecernos sus dos últimos temas, Fool the Gravity y Sweet Sweet Lies,  no sin antes, Lena, hacer el intento de que el público, en el pequeño espacio del que disponíamos, se pusiera a hacer un pequeño circle pit, empujando a las personas que habían en primera fila a que se unieran. 

Dando exactamente una hora en el reloj se despedía la banda moldava de su público catalán y les ofrecía la posibilidad de hacerse fotos con ella y los demás integrantes del grupo en la zona del merchan en unos cinco minutos. Y así fue, que mientras unos compraban y otros se tomaban la última copa de la noche, la cantante salió y se prestó a hacerse selfies con todo el que quisiera. (Servidora no podía irse sin hacerse una foto con ella). Así que la banda super cercana y muy amable se quedó por allí charlando con unos y otros y recibiendo la ovación de su público barcelonés.

 

Un concierto corto pero intenso que esperamos algún día poder repetir de nuevo en alguna sala más grande o algún próximo festival. 

Comparte este artículo




You can Enviar un comentario, or trackback from your own site.

Envía un comentario

Highslide for Wordpress Plugin