METAL CHURCH – Classic Live

Nuevo álbum en directo de METAL CHURCH compuesto por nueve canciones de la etapa clásica ya de la banda que fueron registradas en la gira de 2016 con Mike Howe. Y la cosa empieza con “Beyond the Black”, del primer disco homónimo del 84, con esa entrada tan típica y clásica que nos mete en una amalgama de sonidos metálicos como intro, que se ve que se va a liar. La verdad es que suena más sobreproducido. Más pomposo. Con un groove en los riffs más crudo, pero cuando Howe empieza a cantar, te empiezan a venir las melodías de antaño. No lo hace mal. Se nota quién es, dónde ha estado y dónde y cómo debe cantar, sobre todo en el punto final de aceleración.

Le sigue “Date with Poverty”, del “Human Factor”, del 91. De nuevo, un sonido más alto, con unos riffs más machacones sin espacios, con más densidad de lo habitual, pero que le da una fuerza increíble, con un pasaje donde se lucen todos los instrumentos y unos solos old school total, sin furas. Y ahí está Howe, en esas estrofas tan US Metal, subiendo el tono fabulosamente. Un temazo. El siguiente es “Gods of a Second”, del “Hanging…”, del 93, con esa maravillosa portada. Una canción con ese halo de misterio que me recuerda siempre a SAVATAGE Y Oliva en la forma y estructura de la pista. Aquí, como todos los cortes, suena más duro, con la entrada con riffs más sonoros y contundentes, y la voz es menos lírica que en la original, en ocasiones más chillona. Se nota el peso de los años, pero tiene la esencia del clásico, incluso el largo solo del final suena mucho mejor; más nítido y virtuoso. “In Mourning”, del “Human Factor”, de 1991, es el siguiente tema, con un público entregado y participativo coreando el inicio. Una pista con una base rítmica dura, con ese sonido que ya tenía en los 90 un poco más sobreproducido, pero que es de los que mejor ejecución tiene. Howe está espléndido, le da ese punto oscuro y misterioso, mientras las guitarras crujen y el riff del tema va apareciendo y desapareciendo. Los dos siguientes cortes son dos temazos del “The Dark”, del 87. Uno es “Watching the Children Pray”, una maravilla sonora en todos los sentidos. Se tema que sube y que baja con una inspiración magistral. Tan duro como melódico. Tan lírico como clásico. Con una fuerza descomunal en esos cambios tan clásicos donde los riffs se rasgan de una manera brutal y el tema alcanza su clímax. Y el otro es “Start the Fire” y, qué decir de este clásico tan enérgico y bailable, con esa secuencia de riffs que podrían estar tocando hasta mañana. Y la gente lo sabe, y es sentir el inicio y vibrar y gritar. Suena más ligera. Más envuelta por unos riffs sin espacios pero con la esencia metálica de antaño. Y es que Howe se encarga de llevar esas partes melódico-agresivas vocales al límite. Por no hablar del excelente estribillo. Después continuamos con “No Friend of Mine”, del “Hanging…”, de 1991. Suena potente, con unos riffs metalizados y densos a la vez, una voz más amenazante, más penetrante al oído. Eso sí, cuando llega el pasaje lento pegado a los solos, suena de lujo, con una pulcritud en la ejecución para ir subiendo de nuevo y volver al tempo metálico del inicio. Y llegando al final tenemos otro gran clásico como “Badlands”, del “Blessing…”, del 89. Y, de nuevo, como pasa en los temas del disco ya conocidos, oyendo el inicio ya sonríes, y aquí no es para menos. El corte empieza con una especie de intro técnica que siempre me recordó a QUEENSRYCHE, como muchas fases de la canción. Otra pista de subidas y bajadas, donde la voz de Howe se queda sola muchas veces, pareciendo otro instrumento. El tema va subiendo con esas estrofas tan líricas y de onda US Metal total. Al igual que con “Watch the Children Pray”, es un tema que crea un clímax y un ambiente más oscuro. Y acabamos con “The Human Factor”, del homónimo del 91. Suena crudo. Más agresivo. Con unos riffs más mecanizados. Vocalmente la tesitura es la misma; Howe en estado puro con algunas carencias, pero el tío se defiende bien en un tema de una pesadez instrumental bastante lineal.

En conclusión, una buena muestra de clásicos interpretados en vivo en 2016. Y, bueno, ha cambiado el sonido, las producciones, pero aquí hay  METAL CHURCH del que nos gusta y nos hace disfrutar.

Reaper Music (2020)

Puntuación: 8/10

Paco Gómez

paco@queensofsteel.com

Please follow and like us:

Comparte este artículo




You can Enviar un comentario, or trackback from your own site.

Envía un comentario

Highslide for Wordpress Plugin