GLACIER – The Passing Of Time

Siempre es agradable la vuelta de alguna banda del underground metálico. Esta vez son GLACIER esa banda, que solo tiene un EP de culto sacado en el 85 y que ahora, muchos años después y con solo un miembro original (el vocalista, Michael Podrybau), vuelven a escena con su primer disco grande. Un disco que consta de ocho temas y que abre con “Eldest and Truest”, un corte con esos aires de Heavy estándar de toda la vida con mucho feeling y melodía. Con un sonido que recuerda a esos grupos británicos como CLOVEN HOOF. Con unos buenos solos y cambios de ritmo, siempre en tesitura clásica y con la voz ya tradicional del grupo, con esas modulaciones tan chulas que contiene cierta épica en estrofas y estribillos que, a su vez, entran a la primera.

Le sigue “Live for the Whip”, que mantiene la esencia de los riffs metálicos y clásicos de toda la vida en una pista con más agresividad y fuerza, pero siempre controlando ese tempo metalizado. La voz aquí adquiere más teatralidad. Se engancha y penetra con aire US Metal a lo HELSTAR o VILLAIN, acompañada esta vez de unos buenos coros en su punto y sitio justos que le otorga más fuerza a la canción. En cambio, “Ride out” tiene un inicio más Epic, con unos punteos a lo CIRITH UNGOL que derivan en un medio tiempo con un ambiente más épico, formando buenos cambios de ritmo donde la voz gana mayor protagonismo, encajando en todos los cambios con la tesitura que marca el tempo, desde la más melódica a más sinfónica o metalizada. Es un título instrumentalmente también más elaborado. Con más florituras en los solos y pasajes más místicos. “Sands of Time” empieza a paso lento, con aires de balada, para llegar a una secuencia de riffs constantes y metalizados en un tema netamente Heavy, con ese aire US Metal a lo JAG PANZER que le da ese toque de épica oscura instrumentalmente y mucha lírica y teatralidad vocal. Lo mismo que en “Valor”, también con un toque más misterioso y épico, pero esta vez con riffs y coros más contundentes, buenas notas de punteos sueltos a lo largo del tema que la envuelve metálicamente. Para mí, uno de los mejores temas del álbum. En cambio, en “Into the Night” el ritmo es más speedico pero a la NWOBHM, con unos tonos clásicos del género para entrar en una secuencia de riffs netamente heavies, con velocidad y melodía que va in crescendo a cada cambio. En el aspecto vocal, mucha más agresividad. Más cortante. Con un estribillo muy marcado. Solo un pequeño pasaje con tonos más relajantes corta el tema, pero vuelve con unos solos a lo SATAN/BLITZKRIEG de escándalo. Y para el final, un par de temas. Uno es “Infidel”. Una pista rara donde la voz tiene un tono más Punk Rock, al igual que los coros, e instrumentalmente con tonos muy místicos intercalados con partes muy hard melódicas y unos solos muy limpios. Y acabamos con “The Temple and the Tomb”, la canción más larga de la obra. Son casi siete minutos con una secuencia de riffs místicos/arábigos que van creciendo y subiendo el tono por momentos con un ritmo marcial y un tono vocal épico y constante, con sus pausas y vuelta a enganchar ritmos desde más speedicos a más ambientales. Los solos aquí son más largos, con esa carga ambiental de la que hablábamos al principio, mientras por detrás unos riffs veloces, sin espacios, va dejando un rastro metálico arrollador.

En conclusión, una gran vuelta con un disco adaptado a los tiempos y sonidos, pero sin dejar la esencia clásica de la banda.

No Remorse Records (2020)

Puntuación: 7/10

Paco Gómez

paco@queensofsteel.com

Please follow and like us:

Comparte este artículo




You can Enviar un comentario, or trackback from your own site.

Envía un comentario

Highslide for Wordpress Plugin