VOIVOD – The Wake

Estamos ante “The Wake”, la nueva obra de los canadienses VOIVOD. Este es ya su décimo cuarto disco, el cual sigue la senda de los últimos años de la banda , y nos vuelve a proporcionar un álbum lleno de matices y estados musicales asombrosos, sin abandonar nunca la esencia de sus inicios. Así, tenemos temas como “Obsolete Beings” y “Event Horizon”. Son cortes a lo VOIVOD más actuales, de los últimos años, y sus discos tienen un os inicios con esas notas tan caóticas que los canadienses imprimen en sus golpes de ritmo, aunque las canciones siguen después un curso entre momentos tanto progresivos como metálicos, en todo momento con un “detrás” lleno de variantes musicales, con ritmos de corte melódico al igual que sucios, introduciendo continuamente pasajes distintos al resto de la pista que las hace más misteriosas y atractivas.

 

Aunque el misterio está en el sonido del corte “The End of Dormancy”. Podría ser un tema sabbáthico que acaba a lo PINK FLOYD del año 3000; tiene esas pautas Doom a lo VOIVOD pero con ese aire psicodélico, en ocasiones progresivo espacial, y esas variantes vocales que imprimen más teatralidad a la canción, aparte de jugar con efectos vocales y coros que le otorgan una dimensión única. Lo mismo que “Spherical Perspective”, un tema con un título muy VOIVOD, muy rebuscado, pero que siempre da una idea de por dónde van los tiros. También se trata de una canción de corte más Doom, a medio tiempo, con unos cambios y estribillos más melódicos y asequibles, pero con un tono vocal misterioso. Buenos golpes de riffs eléctricos con progresión y cambios de ritmo, con estructuras más complejas que, al igual que en “The End of Dormancy”, le da ese punto dimensional único. “Always Moving” también está compuesto de estructuras más complejas, también con una dimensión muy adictiva. Toda en sí es un punto más psicodélico y viajero, una canción de tipo bandas sinfónicas progresivas de los 70. Una gozada. “Orb Confusion” tiene el ritmo rozando al Punk que VOIVOD tenía en sus primeros discos, pero sin tanta suciedad, con la misma idea del estilo de Thrash Industrial que ellos tenían, pero con ritmos más cercanos ya a discos como “Nothing Face”, de corte más progresivo, aunque a veces se escape una cabalgada sónica con la suciedad ochentena de la época. En cambio “Inconspiracy” sí tiene ese ritmo caótico y acelerado de los primeros VOIVOD, y si bien la sección rítmica sigue la senda de las notas más progresivas, en los cambios de ritmo aquí la voz lleva el peso y la rabia del tema, aunque siendo VOIVOD no falta un pasaje diferente al resto, y esta vez muy sinfónico/Prog, con un aire y una voz al estilo narración que le otorga ese toque espacial y especial. Y el disco acaba con “Sonic Mycelium”, un tema de doce minutos en que VOIVOD resume todo lo escuchado de principio a fin y muestra en ese minutaje toda la faceta y musicalidad de estos genios. Una canción que sube y baja, que entra y sale. Ritmos caóticos, estribillos espaciales, cambios de ritmo espectaculares, con progresiones sonoras y cambios de estilo increíbles. En definitiva, u corte con todos los estados de ánimo del planeta VOIVOD.

En fin, otro viaje más a ese planeta creado por estos genios, y que tan placentera escucha y viaje resulta.

Century Media Records (2018)
Puntuación: 8/10

 

Paco Gómez
Paco@queensofsteel.com

Comparte este artículo




You can Enviar un comentario, or trackback from your own site.

Envía un comentario

Highslide for Wordpress Plugin