CREST OF DARKNESS – In the Presence of Death

Aunque Ingar Amlien y los suyos llevan cautivando a los seguidores del Metal extremo con su sonido personal y lleno de una terrible agresividad desde hace ya la friolera de 18 años, a lo largo de 6 lanzamientos de larga duración, y a la buena reputación que merecidamente se han ganado dentro del underground extremo, CREST OF DARKNESS nunca ha dejado de ser una banda escondida en lo más profundo del underground escandinavo, sin recibir la atención y reconocimiento que siempre han merecido. 18 años de trabajo constante, de tomarse las cosas con calma y, sin llamar la atención, ir superándose. Ahora están de vuelta con «In the Presence of Death», el cual es la continuación de su gran álbum de 2007 «Give Us the Power to Do Your Evil». Ya se sabe, despacito y buena letra, y eso es precisamente lo que han hecho los noruegos.

Desde el primer instante con «In the Presence of Death» (primer tema tras la intro), CREST OF DARKNESS logran crear un ambiente único que atrapa al oyente sin poder evitarlo. Un ambiente siniestro, terrorífico, lleno de ira, con una atmósfera gélida. Una canción intensa, con unos riffs afilados que te taladran los tímpanos sin piedad, una velocidad amenazante y un ambiente asfixiante con unos ritmos devastadores aunque, como no podría ser de otra forma, se mezclan pasajes a medio tiempo aportando al corte la necesaria dosis de melodía. Otro elemento que destaca enormemente es que es música honesta, hecha con el corazón, y eso se percibe en la pasión que habita en todas las pistas, todas ellas con una fuerte emoción. Eso también lo notamos fácilmente en «Demon Child», una canción devastadora, donde los riffs de guitarra se suceden sin miramientos unos tras otros, además se trata de una pista bastante rica en distintos elementos, como algunas guitarras muy heavies o sonidos de reminiscencia Thrash. La intensidad no cesa con «Redemption», también con elementos más thrashers y, de nuevo, ese aroma Heavy flotando por el aire. A pesar del título, la redención en este compacto no existe. Por otro lado, «The Priest from Hell» es una de las mejores muestras de la brutalidad de CREST OF DARKNESS, y también del sentimiento que son capaces de volcar en sus composiciones, de toda la ira que canalizan a través de su música.

Todos los temas se suceden de forma similar, fluyendo con naturalidad dentro del odio común y la atmósfera fría que los une a todos, con ese sentimiento tan implacable que no deja indiferente a nadie. Tampoco faltan entre tanta agresividad dosis de melodía y cambios de ritmo en todas las pistas, o elementos de Death, Thrash (no hay mejor prueba que «Vampire Dreams», una canción de espíritu muy «old school») e incluo Heavy («Welcome to my Funeral» no esconde cierta inspiración MERCYFUL FATE) en su sonido cimentado firmemente sobre el Black Metal de corte escandinavo. También destacan las interesantes armonías vocales que ayudan a darle al disco esa emoción y ambiente tan importantes en la esencia del combo, y la gran versatilidad a las guitarras, haciendo que la escuche de este álbum resulte más amena y entretenida, dejando así mayor huella en el oyente. Por otro lado, la producción es bastante clara y nítida, haciendo que el sonido tan potente propio del grupo resulte aún más potente, pero sin perder ese encanto de la vieja escuela, en ocasiones inlcuso un poco rugoso.

 

CREST OF DARKNESS son Black Metal noruego, ni más ni menos. Puro Black Metal. No son demsaiado originales a pesar de que tengan múltiples variaciones en su música y usen, en mayor o menor medida, elemenos pooc habituales dentro del Metal extremo, como guitarras acústicas (y aunque la gran influencia del Heavy Metal hace que esta obra resulte especialmente fresca en comparación con las anteriores y, en general, la enorme varidad), pero lo hacen mejor que la mayoría (increíble voz, guitarras de impecable técnica) y, sobretodo, tienen algo muy importante de lo que pocas bandas pueden vacilar, y es que tienen emoción, pasión, honestidad, además de una atmósfera abrumadora. Lo que hacen lo hacen de verdad, y eso crea un gran resultado final, además les da personalidad. «In the Presence of Death» es verdadero BM, pero con el sello de CREST OF DARKNESS estampado por todas partes.

 

My Kingdom Music (2013)

Puntiuación: 8/10

Tania Giménez

tania@queensofsteel.com

Comparte este artículo




You can Enviar un comentario, or trackback from your own site.

Envía un comentario

Highslide for Wordpress Plugin