STILLLIFE – Requiem

Desde Michigan nos llega el primer disco de los hermanos Charbonneau, quienes empezaron con un grupo de versiones de los clásicos de METALLICA y IRON MAIDEN, pero que con “Requiem”, han creado su primer larga duración y ahora lo han relanzado para tener más éxito.

“Requiem” tiene un sonido puramente Heavy progresivo, con influencias de estos estilos de bandas de décadas pasadas. El gusto por IRON MAIDEN se nota en varios temas del disco, sobretodo en el segundo corte “A Godless World”.

Como buena música progresiva, las partes instrumentales son una mayor parte del sonido del disco, mientras que la batería y la guitarra hacen una gran labor,sobretodo una guitarra que tienen partes muy buenas, ya que su labor parece realizada por más de una. Al igual que digo eso, también creo que le falta algo de experiencia para realizar un mejor trabajo.
Las composiciones son algo flojas y monótonas, haciendo que puedas sumegirte en un mundo de aburrimiento como en la canción “Fruit of the Fallen Tree”.
Pero el gran punto negro del redondo es sin duda la mala producción hace que todo en sí en “Requiem” parezca peor de lo que es. A esto hay que añadir que las partes vocales no son precisamente de buen nivel al igual que los coros.

En resumen, los nueve temas que constituyen “Requiem” no son un mal trabajo pero el flojo trabajo vocal y sobretodo, una pésima producción, hacen de este disco algo mejorable en un futuro.

Autoeditado (2011)
Puntuación: 6/10

Comparte este artículo




You can Enviar un comentario, or trackback from your own site.

Envía un comentario

Highslide for Wordpress Plugin