ASPHYX – Deathhammer

Grandes lanzamientos son los que verán la luz duante este 2012: NIFELHEIM, LACUNA COIL y un largo etcétera pero, sin duda, una de las obras que más ganas tenía de escuchar era el nuevo compacto de los holandeses de ASPHYX, especialmente tras escuchar el corte “Deathhammer” en streaming. Tras un gran “Death… The Brutal Way” de regreso, las ganas pasaban a ser ansias y las expectativas solo podían ser altar. Y es que poco se puede decir de una formación que no ha perdido su personalidad por muchas décadas que hayan pasado, que sigue sintiendo lo que hace, que no se deja llevar por modas. Quizás ello sea parte del motivo por el que ahora despiertan un interés todavía mayor que cuando lanzaron clásicos como “The Rack” o “Last One on Earth”. Parece que ASPHYX están viviendo un eterno “momento”.

El tema que abre el compacto, “Into the Timewastes” sigue la línea de la canción que ya todos conocemos, “Deathhammer”. Empiezan el álbum sin piedad, sin intros ni adornos: directos a dejarnos el cuello con su auténtico y puro Death Metal con un enfoque tan honesto como siempre. Honestidad en estado puro. Un comienzo devastador, corto y directo (menos de 4 minutos de larga duración). Con esta primera pista ya queda claro su sonido distintivo y su brutalidad, y lo dejan todavía más claro con “Deathhammer”. Sin duda, una muy buena elección a la hora de escoger el primer single de este disco. Un título excelso, también muy directo, feroz y breve, en la línea de su predecesora. Dos cortes que rezuman personalidad ASPHYX de la primera a la última nota.

“Minefield” es un medio tiempo abrasador, especialmente denso y en el que se nota el habitual interés de Van Drunen por los temas bélicos. “Minefield” es una canción en la que muestran su lado más Doom (de hecho me atrevería a decir que es la canción más Doom que han hecho en toda su carrera), al igual que lo hacen en “Der Landser”, también con la misma temática y un patrón musical distinto pero no distinto al carácter del grupo, además de tener las mejores guitarras del redondo, tanto con riffs como con un gran solo, desprendiendo buen hacer y personalidad a partes iguales.  Otra canción de un Death/Doom Metal tan denso como solo ellos saben captar y que recoge todos los elementos Doom con los que han coqueteado en su trayectoria pero unificados de una forma exquisita. Un corte elaborado y bien pensado, con una buena estructura que hace que estos más de 6 minutos se pasen en cuestión de segundos.

Si quizás una de las pocas pegas que se le pudo encontrar a su obra anterior era la linealidad, en este álbum encontramos temas aniquiladores como “Vespa Crabro” o “Reign of the Brute” (con algún toque Thrahs), temas más crusties (por debajo de una base mu Death Doom) como puede ser “We Doom you to Death” (la cual ya apareció en un split con HOODED MENACE), con un ritmo casi pegadizo, o la gran armonía de “The Flood”. Eso sin hablar del monstruo épico que cierra el redondo, “As the Magma Mammoth Rises”, con una duración que supera los 8 minutos.

Estos 10 cortes muestran la maestría de ASPHYX al mezclar diversos pasajes (en esta ocasión incluso me atrevería a decir que tienen más pasajes lentos), mostrando así en todo momento unas exquisitas composiciones y, como no, una ejecución impecable. Ejecución impecable también la del bajista Alwin (“Deathhammer” es su primer largo con ASPHYX), aportando una nueva profundidad al sonido pesad del grupo, algo que siempre es importante en una formación como esta. Los riffs también suenan mejor que nunca, y temas como “On Days when Blades Turned Blunt” son un gran ejemplo de ello). Todo ello sin olvidar, por supuesto, que la voz de Martin van Drunen nunca deja de ser fascinante y de estar en perfecta forma.

La producción suena tan clásica como siempre, más que en “Death… The Brutal Way” puesto que, en aquel CD, quizás lo único que sonaba moderno era la producción. Puede que haya tenido algo qué ver el hecho de que el Harry Wijering, se haya encargado de las labores de producción, quien también se encargó de producir sus dos primeros trabajos. De la mezcla de ha encargado el legendario Dan Swanö.

 

“Deathhammer” describe a la perfección el sonido y carácter de ASPHYX en forma del que, posiblemente, sea su trabajo más diverso, pesado y brutal, sacando a relucir aún más cada detalle que les hace ser quien son a nivel sonoro. Por supuesto, la honestidad sigue también intacta. Aunque mucha gente pueda atacarlos por no innovar o repetirse con cada disco, siempre es un placer tener a grupos como el combo holandés, que realmente hacen lo que quieren sin dejarse llevar por otra cosa que no sea su pasión. Y si con cada nuevo compacto derrochan tal buen gusto: por favor, que se repitan lo que quieran 20 años más por lo menos.

Aunque pueda parecer difícil, con “Deathhammer” han superado su placa anterior.

Century Media (2012)

Puntuación: 9/10

Tania Giménez

tania@queensofsteel.com

 

Comparte este artículo




You can Enviar un comentario, or trackback from your own site.

Envía un comentario

Highslide for Wordpress Plugin